34 FESTIVAL INTERNACIONAL DE CINE DE MAR DEL PLATA. JOHN STAHL (SEGUNDA PARTE)

La imitación de la vida, de John Stahl (1934)

Una mujer blanca, viuda, con una hija, y una mujer negra, madre soltera, con una hija también. Se conocen de manera azarosa y entablan una relación de amistad. Como Stahl era mucho más sutil que el ochenta por ciento del cine que se ve hoy, nunca pierde de vista que la relación entre ambas jamás disimulará su condición social: una, tendrá sueños de riqueza; la otra se conformará con un techo para vivir. A partir de ahí, se narra de qué manera progresa la protagonista con un negocio gracias a la mano de obra de la otra. Al mismo tiempo, está la historia de las hijas, también diferentes en sus deseos y realidades. Las dosis de humor características del director atenúan un drama que, como imitación de la vida, tiene felicidad y tristeza, pero sobre todo un humanismo que atraviesa a los personajes. Como suele ocurrir en las películas de Stahl, es notable la capacidad narrativa para incorporar diversas  tramas y conjugar los vínculos familiares, raciales y amorosos, con mujeres fuertes, independientes y decididas, y con las restricciones lógicas de un momento en la historia donde el cine exigía realizadores capaces de enfrentar la censura o la moral de la sociedad. El deseo final de Delilah es conmovedor: después de toda una vida de trabajo y de estar al servicio de los demás, solo pide un buen funeral. Por supuesto, Stahl se lo regala.

Letter of Introduction, de John Stahl (1938)

La habilidad por fusionar géneros y mezclar historias parece alcanzar su punto álgido en esta producción de 1938 donde Stahl narra la recomposición de un padre con su hija. El comienzo reitera una situación que funciona como disparador en varias de sus películas, a saber, un conflicto que congrega a una multitud siempre es la excusa para que se arme una historia de encuentros posibles. Aquí se trata de un incendio, en medio del cual una joven y un particular ventrílocuo inician un vínculo. Por otro lado, al igual que en When Tomorrow Comes o Imitation of Life, el mundo del trabajo estará supeditado a la trama con una visión bastante avanzada para la época, sobre todo por el protagonismo de las mujeres. La carta de presentación del título alude a la posibilidad que tiene una joven de provincia para acceder al mundo del espectáculo, motivo por el cual se cruzará con su padre a quien no ha visto en años, un célebre actor. El camino del melodrama es recorrido con maestría por Stahl, sin embargo, la parte cómica, mayormente dominada por la excesiva interpretación del ventrílocuo resiente el conjunto.

elcursodelcine

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *